divorcio-luxemburgo

Del amor que podía con todo a los tribunales, Tessy y Luis de Luxemburgo cara a cara en los juzgados

El tercer hijo de los Grandes Duques de Luxemburgo y la que durante diez años ha sido su mujer y madre de sus dos hijos llegaron el pasado viernes al Tribunal Supremo de Londres para una audiencia preliminar sobre su caso de divorcio

by hola.com

No es habitual ver a un miembro de una familia real resolviendo un divorcio en los tribunales y en persona. Sin embargo, Tessy y Luis de Luxemburgo se han visto las caras en el juzgado de Londres, ciudad en la que residen con sus dos hijos, los príncipes Gabriel y Noah. El tercer hijo de los Grandes Duques de Luxemburgo y la que durante diez años ha sido su mujer y madre de sus dos hijos llegaron el pasado viernes al Tribunal Supremo de la capital británica, envueltos en una gran expectación, para una audiencia preliminar y privada que no parece del todo amigable.

divorcio-luxemburgo-1

Aunque el juez ha emitido un fallo por el que se impide informar de los detalles financieros, los medios británicos se refieren a este divorcio como una “pelea de dinero”, ya que se -según Daily Mail- será el juez el que dicte cómo deben dividirse los activos del matrimonio. The Telegraph recuerda que por las restricciones provisionales no pueden revelar la cantidad en concepto de manutención que la princesa Tessy busca, pero sí que recoge las declaraciones de la abogada de la Princesa. “Mi cliente no tiene deseo de litigar, ella hizo una propuesta razonable y sensata. Desafortunadamente esta propuesta fue rechaza y mi cliente no ha tenido otra opción que llegar a un litigio”, afirmó Deborah Bangay, experta en acuerdos matrimoniales y en divorcios.

Tessy de Luxemburgo 'echa de menos' al príncipe Luis, de quien se acaba de separar

La separación de Luis y Tessy de Luxemburgo: de la conmoción al desconcierto

Tessy de Luxemburgo describe el fin de su matrimonio como 'extremadamente triste'

“Ella no es una ‘gold digger’ –expresión que literalmente significa ‘buscadora de oro’- Simplemente quiere una solución justa y adecuada”, afirmó la abogada en un momento en el que una revista de Luxemburgo ha acusado a Tessy de perseguir la fortuna de la familia ducal. En ese sentido, The Telegraph describe un encuentro poco amistoso: “El rencor surgió ayer en la corte cuando los ayudantes el Príncipe fueron acusados de amenazar a la Princesa con alargar este caso durante años si no se conformaba”. Una acusación que –siempre según este citado medio británico- el Príncipe negó "airadamente", lo que llevó al juez MacDonald a intervenir instando a las partes a comportarse como adultos en su tribunal.

Por su parte, el abogado del Príncipe, James Ewins, también negó que los asesores reales hayan dado información sobre Tessy a los medios de comunicación del país y refiriéndose al polémico artículo Ewins declaró: "Mi cliente está consternado por esto. No tiene idea de cómo se produjo. Compartimos su disgusto y haremos todo lo posible para evitar que esto ocurra”. Daily Mail concluye que el el juez instó a la pareja a negociar y resolver sus diferencias y se espera que, tras el análisis de una serie de cuestiones legales, fije una nueva audiencia en un breve periodo de tiempo.

El pasado 12 de febrero los Príncipes iniciaron los trámites de divorcio de forma oficial en un juzgado de Londres, lugar de residencia de la pareja. Según el diario británico Daily Mail, la princesa Tessy habría sido la que habría solicitado legalmente la separación, alegando como motivo un “comportamiento impropio” por parte de su marido y concluyendo que la ruptura de la relación marital era “irreversible”. Ninguna de las dos partes planteó ningún impedimento contra la petición de divorcio, por lo que la aprobación del decreto provisional por la corte fue casi inmediata y en ese caso la pareja no estuvo presente en la vista, siendo representada por sus abogados.

Fue en enero del año pasado cuando el Departamento de Prensa del Gran Ducado anunció de manera oficial la separación del tercer hijo de Enrique y María Teresa de Luxemburgo. Dos meses más tarde eran las redes sociales de la princesa Tessy –título que es posible que pierda después del divorcio- la que arrojaban un poco de esperanza cuando reconocía en su cuenta de Instagram que echaba de menos al príncipe Luis. Sin embargo, para aquel entonces el divorcio ya estaba en marcha.

Esta ruptura cayó como un jarro de agua fría en Luxemburgo, ya que habían protagonizado una historia de amor –como ahora está siendo el divorcio- un tanto inusual dentro de una casa real y que parecía que podía con todo. El príncipe y la soldado –se conocieron en un curso de formación del Ejército de Luxemburgo- se dieron el 'sí, quiero' el 29 de septiembre de 2006 cuando tan sólo tenían 19 y 21 años, respectivamente. De hecho, su hijo mayor, Gabriel Michael Louis Ronny, que vino al mundo el 12 de marzo de ese mismo año, les acompañó en este día tan especial y fue uno de los grandes protagonistas de la ceremonia que se celebró en la iglesia Gilsdorf, convirtiéndose en el centro de todas las miradas.

Más sobre: