vestidos novia Beatriz Álvaro

Los vestidos de novia que han enamorado a la diseñadora Beatriz Álvaro

Prendas atemporales, sencillas, muy versátiles y llenas de detalles

por Regina Navarro

Todas las grandes historias de amor empiezan con una elección, un 'me quedo contigo' que lleva a los protagonistas a apostar por alguien concreto y descartar al resto. Con los vestidos de novia sucede algo parecido. El diseño en cuestión debe enamorar a la novia y llevarla a pronunciar, o al menos pensar, esas tres palabras. Ese flechazo es el que sintió María, con su vestido de mangas abullonadas, o Fátima, con un elegante modelo desmontable. Pero en un sector en el que la competencia cada día crece –en España, el segundo país del mundo que más vestidos de novia produce, se confeccionan al año cerca de 755.000 diseños– y las opciones son cada vez mayores, seguir siendo el preferido de tantas mujeres es un lujo. Por eso no sorprende que ellos, los diseñadores, vivan con intensidad el proceso de creación de cada vestido y también se sientan enamorados. Algo de lo que tampoco se libra Beatriz Álvaro.

La diseñadora, con más de 17 años de trayectoria y un atelier en el número 46 de la madrileña calle Castelló, lleva mucho tiempo haciendo realidad los sueños de las novias. Y creando para ellas prendas de Alta Costura en las que la personalidad de cada chica está muy presente. Por sus manos han pasado infinidad de mujeres que han confiado en su saber hacer, su experiencia y su consejo. Novias que han dado lugar a otro número elevado de diseños que Beatriz recuerda con especial cariño. Por eso, cuando le proponemos que elija algunos de sus preferidos, esos que la han enamorado, aunque la elección resulta complicada, se decanta por prendas atemporales, sencillas, muy versátiles y llenas de detalles.

- Vestido de novia de colección vs. a medida: cómo elegir el más adecuado para ti

El vestido de Delia

El día de su boda, Delia lució un maravillo vestido con abrigo de muselina obra de la diseñadora. "Elijo este modelo por su frescura, ¡irradia luz y brillo! Me gusta la ligereza de la muselina del abrigo, con la rotundidad del bordado que lleva, sobre un vestido sencillo de linea minimal, con mucho vuelo", explica Beatriz. La creativa añade que el abrigo está bordado, alrededor del zocálo, a mano. "Puntada a puntada, un trabajo de muchos meses de elaboración. Hace que sea una prenda muy importante, con mucho movimiento", recuerda con mucho cariño. Otro de los motivos que la han llevado a decantarse por este diseño es la versatilidad. "Hace que la novia cambie de vestido sin hacerlo y busque la comodidad en el transcurso de la boda". Algo de vital importancia en un momento en el que las novias quieren sorprender en su gran día con algún cambio en el look y los vestidos que evolucionan a lo largo de la ceremonia están en alza.

Vestidos de novia transformables, la alternativa al segundo look nupcial

Un diseño '3 en 1'

La segunda elección de Beatriz es un modelo compuesto por tres piezas, lleno de ligereza y frescura. "Es un look preparado para cada momento de la boda. Consta de tres piezas que encajan a la perfección: en la ceremonia, lleva una cola muy ligera de muselina bordada que sale del cuerpo despegándose de él al andar. A continuación, en el convite, se queda con un cuerpo de muselina lisa con cuello alto con nudo y fajin bordado, todo muy ligero y fresco. Y, por último, se quita esta prenda y luce un vestido de satén de seda natural, con escote halter y muy escotado en la espalda con movimiento cortado al bies, perfecto para la hora del baile. El remate una coleta alta con un velo a juego con todo el look", apunta. Un vestido que, sin duda, responde a las necesidades de las novias actuales.

Julia se casó con un vestido de novia '3 en 1' y no podía estar más elegante

Marta y su vestido de bolillos

Hay novias con una personalidad muy marcada que buscan, para su gran día, un diseño que se salga de lo común. Y este modelo es un buen ejemplo. "Elijo este vestido para las novias que quieren salir de los estándares, que no quieran llevar un vestido muy novia. Es un diseño que realza la figura, con pocos adornos, muy romántico, realizado en tejido de bolillos. Esto hace que sea un diseño original y vintage", concluye la creativa.

Activa las alertas de ¡HOLA! y entérate de todo antes que nadie