como-hacer-buttercream-receta-facil

¿Sabes lo que es la 'buttercream' y cómo prepararla?

Necesitarás tan solo tres ingredientes –azúcar, mantequilla y agua o leche-, y la ayuda de unas varillas eléctricas para crear esta crema sedosa que puede servirte de cobertura o relleno para todas tus tartas y bizcochos

by Marta Romero

La crema de mantequilla o buttercream es un tipo de frosting (todo son anglicismos) que, además de ser cada vez más utilizada en repostería, es muy sencilla de hacer en casa si se cuenta con unas buenas varillas rígidas eléctricas o un robot de cocina. Pero ayuda mecánica, necesitas. Sus dos ingredientes principales son la mantequilla y el azúcar, aunque en muchas de las recetas le suman esencias para darle sabor, colorantes alimentarios para darle color e, incluso, crema pastelera para cambiar su textura. Depende de lo que necesites, deberás quedarte con una receta u otra.

Si lo que necesitas es crear decoraciones en tres dimensiones para construir las flores y mariposas que suelen coronar esas tartas que parecen más una obra de arte, necesitarás llegar a una consistencia dura, mientas que si lo que buscas es la cobertura o relleno para un bizcocho, esta deberá quedar una crema ligera y suave. El resultado final será uno u otro según los ingredientes y las formas de prepararlo.

Nosotros te enseñamos a preparar el buttercream americano o clásico. Pero en Italia o Suiza, por ejemplo, también se prepara, pero utilizando una base de merengue. Al igual que en Francia, donde le añaden huevos enteros y yemas –lo que la hace más dulce y amarillenta-, o en Alemania, donde la crema pastelera le da una textura de mousse.

Ingredientes

  • 250 g de mantequilla sin sal
  • 250 de azúcar glas
  • 2 cdas. de leche o agua
  • 1 cda. de azúcar vainillado (opcional)

Si quieres darle sabor, puedes añadirle chocolate, fresa e, incluso, galletas Oreo desmigadas o un puré de frutas. En este caso, tendrás que mezclarlo aún con más fuerza para conseguir la misma textura.

Preparación

  1. Tamizamos el azúcar glas en un bol y le añadimos la mantequilla reblandecida previamente en el microondas, que tenga una textura pomada.
  2. Damos unas primeras vueltas con un tenedor y pasamos a batir con unas varillas eléctricas.
  3. A continuación, añadimos la leche o el agua y, en el caso de que hayas elegido darle un poco de aroma, el azúcar vainillado.
  4. Batir hasta conseguir una mezcla pálida, muy suave y esponjosa.

Ahora solo te queda ponerlo en práctica. ¿Por qué no empiezas con estos deliciosos cupcakes de chocolate y caramelo que se cubren con una generosa capa de buttercream con sabor a vainilla como el que te hemos enseñado?

VER RECETA

Paso a paso: cupcakes de chocolate y caramelo